¿Qué vidrio puedo elegir para mis ventanas?

Las ventanas son parte importante de nuestra casa. Gracias a ellas, nuestros espacios se mantienen ventilados e iluminados. Pese a ello, muchas veces descuidamos su elección y compramos un producto sobre otro más por el precio que por sus cualidades.

La correcta elección del vidrio de nuestras ventanas nos puede ayudar no solo a que los ambientes interiores estén bien iluminados, sino también, a que el calor no ingrese con fuerza. En otras palabras, elegir las mejores ventanas puede contribuir a mantener una adecuada temperatura ambiente, lo que repercutirá en disminuir el consumo energético de productos de climatización (ventiladores, aire acondicionado, sistemas de calefacción, etc.).

Así mismo, las ventanas correctas, también ayudarán a que los sonidos exteriores no ingresen a las habitaciones de nuestro hogar. Esto último es sumamente importante hoy en día, en especial, si tenemos en cuenta los altos niveles de contaminación sonora de la ciudad.

Como se puede notar, la elección del vidrio para las ventanas no es decisión que se pueda tomar a la ligera, por esa razón aquí te aconsejamos cómo elegirlo.

¿Qué tipos de vidrios para ventanas existen?

Existen vidrios de diferentes espesores que podemos elegir para nuestras ventanas. Pero esta no es la única cualidad que puede diferenciar los vidrios; también el tipo de gas que se usa para separar un vidrio de otro; así como el tipo de tratamiento que se ha dado al cristal. Por ejemplo, hay vidrios antisuciedad, autolimpiables, etc.

En el Perú, uno de los vidrios más económicos que se usan en ventanas es el vidrio sencillo, también llamado flotado, el cual no tiene grandes propiedades como aislante acústico o térmico. Además del anterior, también se emplean los vidrios laminados, los cuales son cristales sencillos sobre los cuales se ha introducido láminas de PVB lo que permite que se vuelvan más resistentes.

Además de los anteriores, y con un fin termoacústico, están los vidrios con doble acristalamiento. Los cuales están conformados por dos o más hojas de vidrio separadas por unos milímetros entre sí. En dicha separación hay una cámara de aire, generalmente argón, la cual contribuye a reducir la transmisión de altas o bajas temperaturas entre el interior y el exterior.

Junto a los anteriores, también existen, el vidrio templado, recomendado para espacios que requieran seguridad extra; vidrios low-e, que mejoran la eficiencia energética de la ventana; y los vidrios que reducen la cantidad de radiación solar que ingresa a través de ellos.

Ya que conoces más sobre los tipos de vidrios que puedes elegir para tus ventanas, recuerda que los antiruidos son los más efectivos, ya que no solo son resistentes, sino también térmicos. ¡Contáctanos para saber más de ellos e instalarlos en tu propiedad! 

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial