Protege tu casa de playa con un vidrio laminado de seguridad

No hay nada mejor que mantener una casa con un diseño sobrio y minimalista, pero, sobre todo, que cuente con los mejores materiales de seguridad, como el vidrio laminado. El cristal, a pesar de ser innovador es muy resistente, por lo cual, es uno de los más vendidos para la realización de nuevas construcciones.

El vidrio es apto para cualquier tipo de estructura, se puede emplear en diversidad de formas para darte al cimiento el mejor acabado. A la hora de hacer la remodelación de casas de playa se suele usar este material, podrás disfrutar de las mejores vacaciones con la mayor tranquilidad.

Vidrio laminado, el material más resistente

El vidrio laminado se puede encontrar en muchos edificios corporativos, primero, porque hace que la estructura se vea más llamativa y segundo, porque proporciona la resistencia y durabilidad para mantenerse siempre intacto.

En las casas de playa es mejor emplear este material, ya que, aporta luz natural, amplia los espacios y te sentirás completamente seguro. En un caso de que el cristal sufra una rotura no tendrás que preocuparte por sufrir una cortadura, pues, los pedazos quedarán en el mismo lugar.

Si deseas que tu casa de playa tenga mucha más seguridad y que el vidrio laminado sea más resistente, puedes mandar a hacerlo con más láminas intermedias. El vidrio laminado cuenta con film de plástico para una protección básica, pero cuando lleva más films se obtiene una protección más reforzada.

Puedes conseguirlos en diferentes tipos

El vidrio laminado lo puedes conseguir como cristal laminado de seguridad, que, al romperse queda adherido a las láminas de polivinilo, sin que estos se caigan al suelo.

El vidrio amado o vidrio armado pulido, tienen una malla metálica soldada en su interior. Es un cristal traslúcido, una de las propiedades más importantes es que permite retardar la dispersión del fuego donde hay aberturas. En tu casa de playa lo puedes emplear en puertas y ventanas, en vitrales, cielorrasos y otros lugares donde consideres que se van a ver fantásticos.

También, se encuentra el vidrio con película de refuerzo, estos son los que tienen un plástico de PVB o polivinil burital, contiene óxidos de hierro que posibilitan la transmisión luminosa.

Por qué el vidrio laminado es tu mejor elección

A pesar de ser vidrios muy resistentes, son altamente duraderos, hay vidrios laminados que tienen un tiempo de vida prolongado hasta de 50 años, todo depende por supuesto del tipo de cuidados que le otorgues al material.

Cuantos más vidrios dispongas en tu casa, mayor será la luz natural en los espacios, para un aspecto más delicado es bueno que las paredes sean de color blanco con objetos pequeños así el lugar se verá mucho más grande.

No tendrás problemas por la contaminación sónica, el vidrio laminado tiene aislamiento acústico, además, el cristal no requiere de ningún tipo de mantenimiento, simplemente puedes limpiarlo con un paño húmedo. Debido a que filtra los rayos ultravioletas, disfrutarás de un ambiente cómodo y cálido.

No dudarás en adquirirlo

Conociendo todas sus propiedades, beneficios y ventajas, no tendrás la menor duda de que es el material ideal para tu casa. Lo mejor del cristal es que lo puedes utilizar como quieras y combinarlo con otros materiales de tu preferencia.

Si eres de las personas que se atreven a probar nuevos diseños, cuando hagas una remodelación puedes utilizar un techo con vidrio laminado, así dispondrás de toda la luz natural y esto es muy oportuno, ya que, así ahorrarás dinero en gasto eléctricos. Como escaleras dan un toque elegante, o también como barandales

Leave a Reply